Festividad

CELEBRACIÓN DE LA FESTIVIDAD DE SAN JUAN BOSCO EN LA AALOG 41

El jefe de la Brigada Logística preside el acto

La Agrupación de Apoyo Logístico Nº 41 celebró, y para todas las Unidades de la Plaza de Zaragoza, el pasado 31 de enero de 2017, con gran brillantez, en el antiguo Acuartelamiento Capitán Mayoral, la festividad de San Juan Bosco, Patrón de los Especialistas del Ejército de Tierra.

A las 11.00 horas, se iniciaron los actos con la celebración de la Santa Misa, oficiada por el R.V. Rodrigo Nieto Díaz, capellán castrense con consideración de capitán, del Regimiento de Pontoneros y Especialidades de Ingenieros Nº 12 y del Hospital General de la Defensa en Zaragoza.

En las lecturas de este martes de la cuarta semana del Tiempo Ordinario, y también en su homilía, el R.V. Rodrigo Nieto, se apoyó en la misa de educadores y se refirió a San Juan Bosco, Patrón de los Especialistas del Ejército de Tierra, como un adelantado a su tiempo, fundador de la Orden Salesiana, y fundador de la enseñanza profesional en Europa. Desarrolló un método pedagógico como sistema preventivo y promovió la construcción de obras educativas al servicio siempre de la juventud más necesitada.

Posteriormente, el acto central, presidido por el jefe de la BRILOG, GB. José Luis Sánchez Alor, tuvo lugar en la Zona D, de la Base Discontinua San Jorge, donde formaba una Unidad integrada por, Escuadra de Gastadores, Banda de Guerra de la AALOG 41, Bandera de la Agrupación, y una Compañía de Honores de la Agrupación de Apoyo Logístico 41, al mando del capitán Daniel Trujillo Iborte.

La incorporación de la Bandera a formación, con los honores reglamentarios, a los acordes del Himno nacional, marcó el inicio del acto. Bandera que fue entregada a la Agrupación de Apoyo Logístico número 41, el 13 de abril de 1991. En ella se deposita el historial del antiguo Estandarte perteneciente al Grupo Regional de Intendencia número 5, con dos medallas Militares Colectivas concedidas a las Fuerzas de la 2ª Comandancia de la Sanidad Militar y a la 8ª Compañía de Subsistencias del Grupo Divisionario de Intendencia, y con la Medalla de Oro de la ciudad de Zaragoza concedida al 5º Regimiento de Intendencia.

A su llegada al Patio de Armas, el jefe de la Brigada Logística, GB. José Luis Sánchez Alor, fue recibido por el jefe de la Agrupación Logística Nº 41, coronel Juan Antonio Canalejo Echeverria, y se le rindieron los honores de ordenanza. Seguidamente revistó la formación, saludó a todos los presentes y pasó luego a ocupar la presidencia del acto.

Asistieron, entre otros, los siguientes mandos militares: jefe de Movilidad Aérea del Mando Aéreo de Combate, GD. José Alfonso Otero Goyanes, jefe de la Brigada de Caballería “Castillejos” II, GB. Andrés Chapa Huidobro, y el coronel del EA. Javier Otón Carrillo, en representación del general jefe de la Base Aérea de Zaragoza, GB. Antonio Francisco Nebot Más, así como numerosos coroneles jefes de Unidad y representaciones de la 8ª Zona de la Guardia Civil.

La Real Hermandad de Veteranos de las Fuerzas Armadas y de la Guardia Civil, (Zaragoza), estuvo representada por su Vicepresidente, comandante (R), Arturo Moya García, y por el coronel (R), Laureano Enríquez Estrany.

Se dio lectura de la efeméride con estas palabras:

Comandante (R) Arturo Moya García

El 31 de enero se celebra San Juan Bosco, Santo Patrón del Antiguo Cuerpo de Especialistas, de la Agrupación de Especialidades Técnicas y de la de Logística de Tropa.

En el I Seminario sobre el Antiguo Cuerpo de Especialistas de 1998, se puso de manifiesto la necesidad de contar con un Patrón específico que aglutinara y generara un espíritu de Cuerpo. Al ser muchos de los miembros del Cuerpo de Especialistas procedentes de los Institutos Politécnicos, en los que ya se veneraba a San Juan Bosco por ser Patrón de las Escuelas de Formación Profesional, se propuso a este como Patrón.

El 24 de enero de 2000 el Jefe de Estado Mayor del Ejército hizo oficial, tras los trámites correspondientes con el Vaticano, la designación del santo fundador de la Orden Salesiana como protector del Antiguo Cuerpo de Especialistas.

La festividad quedó fijada por la santa sede el 31 de enero. El ideal de San Juan Bosco fue ser sacerdote para dedicarse a los niños y jóvenes desfavorecidos. Sus valores son una pincelada que describe la forma en que se forjaron los entonces niños en los IPEs, y que ahora, ya soldados, la ponen en práctica en su trabajo diario.

Después, siguiendo la tradición, se procedió a la entrega de una placa conmemorativa al “Especialista Veterano de la Plaza“, que en esta ocasión recayó en el comandante del Cuerpo de Auxiliares de Ingenieros de Armamento y Construcción, Arturo Moya García.

Permítannos, por la parte que nos toca, extendernos en esta secuencia.

Placa al “Especialista Veterano de la Plaza”

En él concurren a lo largo de 38 años de servicio, una gran competencia profesional, Espíritu Militar y una sólida formación; demostrado todo ello a través de su dilatada vida de entrega a la profesión militar, siendo un estímulo y un ejemplo a seguir por todo el personal perteneciente al Cuerpo de Especialistas.

Al comandante Arturo Moya, le avalan las siguientes vicisitudes:

Ingresó en el año 1948, a la edad de 14 años, en la Escuela de Formación Profesional del Parque y Talleres de Automóviles del Ejército, como integrante de la 3ª Promoción.

En el año 1954 ingresa en la Escuela Politécnica del Ejército, como integrante de la 5ª Promoción del Cuerpo de Auxiliares de Ingenieros de Armamento y Construcción. Obtiene el empleo de Alférez con la especialidad de Mecánico Armero.

En el año 1986 pasa a la situación de reserva, siendo en la actualidad el Vicepresidente de la Delegación Provincial de Zaragoza de la Real Hermandad de Veteranos de las Fuerzas Armadas y de la Guardia Civil.

Ha desempeñado servicio en las siguientes Unidades:
Maestranza de Artillería de Tetuán (Ceuta), Escuela Militar de Montaña (Jaca), Parque de Artillería de la V Región Militar (Zaragoza).
Se le han concedido, entre otras, las siguientes recompensas:
Placa, Encomienda y Cruz de la Real y Militar Orden de San Hermenegildo

Cruz al Mérito Militar con distintivo blanco

El comandante Arturo Moya recibió la placa conmemorativa de manos del general jefe de la BRILOG, José Luis Sánchez Alor.

Desde estas sencillas líneas de la Real Hermandad de Veteranos de las Fuerzas Armadas y de la Guardia Civil, felicitamos a nuestro Vicepresidente, por el que sentinos gran respeto y aprecio.

Después de esta ceremonia, el Especialista más Antiguo de la Plaza, comandante José López Sánchez, Adjunto a Recursos Humanos del Hospital General de la Defensa en Zaragoza, dirigió a los presentes una alocución de la que ofrecemos a ustedes, queridos lectores que nos siguen, el siguiente resumen:

Comandante José López Sánchez

Tuvo un largo capítulo inicial de agradecimientos hacia todos los Especialistas de la Plaza de Zaragoza, y en especial al jefe de la Brigada Logística, a las autoridades presentes en el acto, al coronel jefe de la AALOG 41, y a la Jefatura de la Base Discontinua San Jorge, y seguidamente hizo una breve reseña sobre la vida de Juan Melchor Ochienna, “Don Bosco“.

Nació en una aldea cercana a Turín en 1815 en el seno de una familia humilde, quedando huérfano de padre a los dos años, por lo que tuvo que compaginar los estudios con trabajos en toda clase de oficios.

Pronto sintió la vocación de dedicar su vida a los jóvenes desamparados, y con grandes esfuerzos y sacrificios se hizo sacerdote. Se marcó como objetivo la cristianización de sus muchachos a la vez que les enseñaba un oficio en sus oratorios o casas-taller.

En 1853 construyó los primeros talleres de aprendizaje, que dedicó a los oficios de zapatero y sastre. Creó los primeros talleres de imprenta, carpintería, zapatería y otros. Él mismo se encargó de mediar en los primeros contratos laborales entre aprendiz y artesano de manera que Don Bosco se comprometía en la educación del joven y el empresario a darle trabajo, alojamiento y enseñarle un oficio. Falleció en Turín el día 31 de enero de 1888.

El comandante José López, pidió a San Juan Bosco que desde su puesto de privilegio ofreciera guía y protección al Cuerpo de Especialistas, acerca del cual nos dijo lo siguiente:

Se crea en 1940, con personal técnico y especializado, para atender con eficacia el armamento y material del Ejército. En estos 76 años, sus planes de formación han seguido una evolución paralela a los del Sistema Educativo General, lo que les ha permitido estar debidamente homologados en cuanto a titulación además de capacitados para realizar las diferentes funciones y cometidos que tienen asignados.

Imagen de San Juan Bosco

Animó luego a los Especialistas a seguir practicando las virtudes que figuran en la letra de su Himno, y a sentir el orgullo de ser Especialistas, identidad que ha sido reconocida por el Mando al asignarles, al igual que a las Armas y otros Cuerpos, un Patrono, un Himno, una Academia.

Les pidió seguir en la misma línea de proverbial actitud de entrega a las Unidades del Ejército, tanto en territorio nacional como en operaciones en el exterior, y les exhortó además a que tuvieran siempre presente en sus quehaceres diarios la seguridad en el trabajo, el respeto al medio ambiente y la mejora continua en los procesos y procedimientos de trabajo.

Dirigió unas palabras de reconocimiento hacia los Especialistas en la reserva y retirados por haber contribuido, con su buen hacer diario, a que otros aprendieran el oficio. “Sabéis que contamos con vosotros y no os olvidamos, os agradecemos sinceramente vuestro esfuerzo por estar hoy aquí“.

Continuó luego con afectuosas palabras, “ a nuestro querido comandante Arturo Moya García, que formó parte de aquellas primeras promociones de maestros armeros, que con mucho esfuerzo, trabajo, dedicación y pocos medios, crearon los cimientos de nuestro honroso Cuerpo.

Hoy le hemos distinguido como nuestro Especialista Veterano de la Plaza, le damos la más sincera enhorabuena y le pedimos a San Juan Bosco que le de mucha salud para que pueda seguir acompañándonos cada año“.

Finalizó su intervención de esta manera: “Con el orgullo de ser soldados del Ejército español y con el compromiso de permanente servicio a España, gritad conmigo”, !VIVA ESPAÑA! !VIVA EL REY! !VIVA EL EJERCITO! !VIVA SAN JUAN BOSCO!

Ceremonia de Homenaje a los Caídos

Tuvo lugar después la emotiva ceremonia de homenaje a los soldados de todos los tiempos, encuadrados en los ejércitos de España, que un día lucharon con valor, sirvieron con lealtad y murieron con honor. Se dio lectura al bello texto de rigor, se cantó la oración cristiana, “la muerte no es el final“, mientras simultáneamente guiones, banderines y porta-coronas avanzaban a paso lento hacia el monolito que recuerda a los que, en paz o en guerra, dieron su vida por España. A sus pies, el general jefe de la BRILOG y el comandante Arturo Moya, depositaron una corona de laurel. El reverendo Rodrigo Nieto rezó la siguiente oración, “que el Señor de la vida y la esperanza, fuente de salvación y paz eterna, les otorgue la vida que no acaba, en feliz recompensa por su entrega. Que así sea“. Se interpretó el toque de oración y, coincidiendo con su último acorde, se disparó una Salva de Honor, de fusilería.

La Unidad de Honores abandonó el Patio de Armas y posteriormente desfiló con gran marcialidad frente a las autoridades e invitados.

Nosotros, desde la Real Hermandad de Veteranos de las Fuerzas Armadas y de la Guardia Civil, felicitamos a la Agrupación de Apoyo Logístico Nº 41, en la persona de su jefe, coronel Juan Antonio Canalejo, por la organización de los actos de celebración de la Festividad de San Juan Bosco, Patrón de los Especialistas del Ejército de Tierra, y expresamos nuestro agradecimiento al personal de la Oficina de Comunicación por las infinitas facilidades que nos han dado para la confección del presente reportaje.

Fotografia: AALOG 41

EnglishFrenchSpanish