Actos Sociales

CEREMONIA DE ENTREGA DEL PREMIO “GENERAL PALAFOX” Y DIPLOMA DE MÉRITO “COMANDANTE MILITAR”

El COMIL de Zaragoza y Teruel presidió el acto

Asistimos el pasado día 28 de enero de 2020, en el Palacio de la antigua Capitanía General de Aragón, a la Ceremonia de Entrega del Premio “General Palafox” y Diploma de Mérito “Comandante Militar” , que anualmente concede el Comandante Militar de Zaragoza y Teruel.

El acto tuvo lugar en el Salón del Trono, a partir de las 12 horas, presidido por el COMIL de Zaragoza y Teruel, y Director de la Academia General Militar de Zaragoza, GB. Carlos Jesús Melero Claudio.

Asistieron, entre otras, las siguientes autoridades militares. Jefe de Movilidad Aérea del Mando Aéreo de Combate, GD. Julián Roldán Martínez; Jefe de la Brigada Logística, GB. Oscar Lamsfus Galguera; Director de la Academia de Logística de Calatayud, GB. Eloy Celma Maquieira; Delegado de Defensa en Aragón, Coronel Conrado José Cebollero Martínez.

Las principales autoridades civiles que asistieron al acto fueron las siguientes: Delegada del Gobierno en Aragón, Carmen Sánchez Pérez; Presidente del Tribunal Superior de Justicia de Aragón, Manuel Bellido Aspas; Fiscal Superior de Aragón, José María Rivera Hernández; Subdelegado del Gobierno en Zaragoza, José Abadía Tirado; Rector Magnífico de la Universidad de Zaragoza, José Antonio Mayoral Murillo; Jefe Superior de Policía de Aragón, Juan Carlos Muñoz Hernández; La Real Maestranza de Caballería de Zaragoza estuvo representada por su Teniente de Hermano Mayor, Luis Navarro y Elola. En representación de los Reales Tercios de España asistió el Delegado del Tercio Norte en Aragón, Manuel Martínez Pérez, acompañado de Manuel Grao Rivas, Jefe de RR.PP. e Institucionales del Tercio Norte-Aragón, galardonado en 2016 con el Diploma de Mérito Comandante Militar.

Numerosa fue la asistencia de asociaciones y hermandades de veteranos, estando representadas las siguientes: Real Hermandad de Veteranos de las Fuerzas Armadas y de la Guardia Civil; Hermandad Provincial de Antiguos Caballeros Legionarios de Zaragoza, Asociación Española de Soldados Veteranos de Montaña;

Autoridades civiles asistentes al acto

Asociación de Veteranos Paracaidistas; Unión Nacional de Milicias Universitarias; Asociación de Ex alumnos de Colegios de la Guardia Civil; Asociación ARES de Reservistas Españoles.
Se inició el acto con la siguiente introducción: El Comandante Militar de Zaragoza y Teruel les da la bienvenida a este palacio zaragozano, que hoy se viste de gala, para hacer entrega oficial del Premio “General Palafox” en su XII edición, así como el Diploma de Mérito “Comandante Militar” en su IX edición.

Se dio lectura del acta de concesión, que resuelve: En la edición 2019 se otorga el Premio “General Palafox” al Colegio Nuestra Señora del Pilar Salesianos de Zaragoza, y el Diploma “Comandante Militar”, a título póstumo, a José Bermejo Vera.

La Ceremonia de Entrega del Premio “General Palafox” 2019, tuvo el siguiente relato previo: El Premio “General Palafox” se instituyó en el año 2008 por el entonces Comandante Militar de Zaragoza y Teruel, GB. Juan Pinto Sánchez Mayoral, con la finalidad de reconocer públicamente aquellas instituciones o entidades que se han significado con carácter relevante por su cooperación y apoyo a la institución militar o a las Unidades del Ejército de Tierra con guarnición en las provincias de Zaragoza y Teruel.

A continuación se dio lectura de la siguiente semblanza del General Palafox: José Rebolledo de Palafox y Melci, Duque de Zaragoza, nació en Zaragoza en 1776. Descendiente de familia noble aragonesa y educado en la Corte española, pertenecía al Real Cuerpo de las Reales Guardias de Corps desde 1792. Al estallar la Guerra de la Independencia en 1808 Palafox, ya Brigadier, acompañó a Fernando VII a Bayona.

Después de intentar infructuosamente la huida de Fernando VII, regresa a España y se sitúa a la cabeza de la resistencia aragonesa. El 25 de mayo de 1808 fue proclamado por el pueblo como Gobernador de Zaragoza y Capitán General de Aragón. Durante el primer asedio los zaragozanos, estimulados por el liderazgo y resolución de Palafox, decidieron resistir metro a metro la toma de los barrios que quedaban en su poder. La lucha tuvo como desenlace la retirada de las tropas francesas el 14 de agosto tras un asedio que había durado 61 días.

Zaragoza sufrió un segundo asedio todavía más memorable que el primero. Dicho asedio, terminó tras tres meses de duros y heroicos combates con la caída de Zaragoza en manos francesas. La capitulación fue como consecuencia de las epidemias, el hambre, la destrucción indiscriminada y el agotamiento físico de sus defensores, el pueblo y los soldados de la ciudad.

Tras la derrota, Palafox sufrió cautiverio en Francia, en Vincennes, y no pudo regresar a España hasta diciembre de 1813, cuando se firmó el Tratado de Valency, siendo restaurado en sus funciones como Capitán General de Aragón en junio de 1814, aunque se retiró poco tiempo después y dejó de participar en la vida pública.

Palafox se mantuvo retirado muchos años hasta que la Reina María Cristina de Borbón le nombró en 1836 Duque de Zaragoza, tomando parte de nuevo en los asuntos militares y políticos como Capitán General de Aragón. Fue Jefe del Cuerpo de Alabarderos; Director General del Cuerpo de Inválidos de Guerra, Inspector de las Músicas provinciales; Comandante de la Guardia Real, y Senador del Reino.

Retirado definitivamente de la vida pública, falleció en su casa de Madrid un 15 de febrero de 1847.

Seguidamente el General Carlos Jesús Melero Claudio hizo entrega del Premio General Palafox 2019 al Colegio Nuestra Señora del Pilar Salesianos de Zaragoza. Fue su Director, Eduardo Marco Ruiz, quien recogió el galardón y a continuación pronunció la siguiente alocución: En primer lugar, en nombre de toda la comunidad educativa del colegio salesiano de Zaragoza, quiero agradecer la concesión del Premio General Palafox. Este reconocimiento supone para nosotros una enorme satisfacción por su significado.

Premio General Palafox al Colegio Salesiano (Zgz)

Valoramos sobre todo, en esta vinculación que existe entre ambas instituciones, la cercanía, el afecto y el cariño que siempre hemos percibido por parte del Ejército. Son muchas las actividades, eventos, acciones y proyectos en los que colaboramos pero me gustaría destacar tres, las tres relacionadas con nuestra entrega a la juventud y a su formación; el apoyo del Ejército al Premio Don Bosco y, sobre todo, su participación a través de los jóvenes estudiantes de sus academias militares de diferentes puntos de España; la colaboración en diversos cursos de formación técnica de militares de diferentes puntos de España y, cómo no, el patronazgo de San Juan Bosco, nuestro fundador, a las unidades de especialistas.

Si algo nos caracteriza a los salesianos es nuestra apuesta por la juventud, por su formación y, en particular, la formación profesional. Creemos firmemente que una buena formación técnica y en valores es una inmejorable aportación a la sociedad, premisa que compartimos ambas instituciones, y en esta trayectoria ha existido siempre una estrecha colaboración de nuestro trabajo docente y educativo .

La concesión de esta distinción es para nosotros un estímulo para seguir trabajando y colaborando , sin cabe con más ilusión. Quedamos a su disposición y estamos seguros que, de aquí en adelante, de esta colaboración surgirán nuevos proyectos y nuevas ideas. Gracias por el reconocimiento.

Previamente a la Ceremonia de Entrega del Diploma de Mérito Comandante Militar, se dio lectura del siguiente texto: El Diploma Comandante Militar se instituyó en 2011 por el entonces Comandante Militar de Zaragoza y Teruel, Francisco José Gan Pampols, con la finalidad de reconocer públicamente a aquellas entidades o personas que se han significado por su afecto, cercanía y apoyo a la institución militar o a las Unidades del Ejército de Tierra con guarnición en las provincias de Zaragoza y Teruel.

Melero Claudio hizo entrega del Diploma Comandante Militar 2019, concedido a título póstumo a José Bermejo Vera, que fue recogido por su viuda, María Victoria Latre Cequiel.

Fue María Victoria Latre quien intervino a continuación, con las siguientes palabras: Hablo en nombre propio y de mis hijos al expresar nuestra sincera gratitud por la distinción póstuma que hoy dispensáis a mi difunto marido.

Pepe llevaba a gala su condición de Cadete Honorífico de la Academia General Militar, se encontraba a placer entre vosotros, comprendía plenamente el significado y la importancia de vuestra misión y no perdía ocasión de significarlo, sin importar el interlocutor ni el lugar. Su sentido del honor y de servicio a los demás, la forma de afrontar sus empeños civiles, su inclinación hacia los más débiles y sus dotes de liderazgo, e incluso la serenidad con la que contemplaba la muerte, habría hecho de él un magnífico compañero de armas para vosotros. Lo único que le resultaba ajeno eran las armas, o más bien el uso de las armas, que va más allá de lo disuasorio. Creo que en esto tampoco se distinguiría de la mayoría de vosotros.

Diploma COMIL a José Bermejo Vera

En definitiva, no tenía un historial militar, ni tampoco era una persona militarista, sin embargo practicó toda su vida las virtudes militares fundamentales, disciplina, valor, prontitud en la obediencia y exactitud en el servicio, y se consideraba uno de los vuestros.

Nuestra casa está y seguirá estando adornada con símbolos y recuerdos de la intensa relación que Pepe tuvo con la institución militar. Fue una relación que va más allá de las amistades personales, que cultivó con ocasión del deporte o la docencia . Fue una relación que le llenaba porque le hacía sentir útil, respetado y querido, porque se reconocía en vosotros. Yo misma le acompañé en muchas ocasiones con vosotros y soy testigo directo de esa amabilidad y gratitud vuestra que ahora le demostráis de nuevo con la entrega de este diploma. Os agradezco de nuevo el gesto, me hago depositaria de este último recuerdo y con él del afecto que le tuvisteis, que él os tuvo, y que su familia os seguiremos teniendo siempre. Muchísimas gracias.

El COMIL de Zaragoza y Teruel cerró el capítulo de intervenciones con la siguiente alocución: Sean ustedes bienvenidos a este Palacio de la antigua Capitanía General de Aragón. El acto al que hoy asistimos supone la entrega del Premio General Palafox, en la XII edición, así como la entrega del Diploma de Mérito Comandante Militar de Zaragoza y Teruel en su IX edición.

Premios ya plenamente consolidados de la sociedad aragonesa.
Aprovecho la ocasión para pedirles disculpas, especialmente a los premiados, ya que debido a las obras de acondicionamiento que se están llevando a cabo en la fachada principal de este palacio, nos hemos visto obligados a retrasar la entrega de estos reconocimientos hasta el día de hoy.

Estos premios, que constituyen el reconocimiento del Ejército de Tierra a instituciones y personalidades de Zaragoza y Teruel que se han distinguido por su especial vinculación con las unidades, dentro y desplegadas en estas provincias, suponen nuestro sincero agradecimiento por el apoyo, dedicación y entrega hacia lo que somos y lo que hacemos.

Pretenden tender puentes con el objetivo de ampliar conocimientos mutuos y estrechar aún más las relaciones, en el terreno social, cultural o deportivo, que trasciende más allá de la mera relación institucional.

Pero permítanme ahora que me refiera brevemente a las circunstancias que han motivado la concesión de los galardones que hoy hemos entregado. En lo referido al Premio General Palafox, en la presente edición, ha sido concedido al colegio salesiano de Zaragoza, por su colaboración en diversos cursos de formación técnica a militares del Ejército de Tierra procedentes de distintos puntos de España. En ese sentido debo resaltar su permanente apoyo en el desarrollo de los cursos de formación sobre tratamiento de bases de datos, facilitando a personal especialista, perteneciente la mayoría a la Brigada Logística, el desarrollo a su labor en operaciones de mantenimiento de la paz fuera del territorio nacional. Hasta la fecha, más de 150 militares han recibido dicha titulación. Por ello, director, estimado Eduardo, permiteme que te traslade públicamente el agradecimiento de las Unidades del Ejército de Tierra y en particular aquellas con guarnición en Zaragoza, por vuestra labor formativa pues no se trata de un apoyo ocasional o puntual al haberse materializado en diversas ocasiones a lo largo de los últimos años.

Me gustaría aprovechar este momento para transmitirte nuestra más sincera felicitación por la celebración, el próximo día 31, de la festividad de Don Juan Bosco, fundador de los salesianos y también, como has citado, Patrón de los Especialistas del Ejército de Tierra.

Por lo que respecta al Diploma de Mérito Comandante Militar de Zaragoza y Teruel, en la presente edición, ha sido concedido a título póstumo a José Bermejo Vera. El que haya tenido la fortuna de conocer a Pepe Bermejo sabe de sobra que no hace falta justificar los motivos que han llevado a la concesión de este diploma.

Persona cercana, entrañable y predispuesta, junto a su espíritu de servicio que tanto le caracterizaba, demostró siempre un cariño especial a las Fuerzas Armadas y, lo que es más importante, a los hombres y mujeres que las componen. Si necesitábamos recurrir a él, fuera para un evento deportivo, académico o de cualquier otro tipo, no teníamos más que comentárselo.

GB. Carlos Jesús Melero Claudio

Caballero Cadete Honorífico, se sintió siempre orgulloso de serlo. La Cátedra Miguel de Cervantes contó con su inestimable asesoramiento, apoyo y colaboración en innumerables ocasiones y fue el verdadero artífice que impulsó las jornadas de trabajo entre las localidades limítrofes y los responsables tanto del Campo de Maniobras San Gregorio como de esta Comandancia Militar, aspecto que sin duda permitió mejorar las relaciones, su utilización, tránsito dentro dentro del campo, así como en gran medida los casos de intrusismo. Pasados varios años, estas jornadas se han consolidado demostrando la magnífica visión que tuvo con su propuesta.

Por ello, María Victoria, estimada Mari, ha supuesto para mí un inmenso honor hacerte entrega del Diploma de Mérito, pues representa nuestro más profundo agradecimiento a Pepe por el apoyo y cariño recibidos durante todos estos años.

Concluyó así el acto militar y a continuación la unidad anfitriona ofreció una copa de vino en el Comedor de Gala de Palacio.

Nosotros, desde estas sencillas líneas de los Reales Tercios de España, felicitamos al Comandante Militar de Zaragoza y Teruel, Carlos Jesús Melero Claudio, por la organización del acto, que revistió gran brillantez y solemnidad, y damos nuestra enhorabuena al Colegio Nuestra Señora del Pilar Salesianos de Zaragoza, y a la viuda de José Bermejo Vera por la concesión de los respectivos galardones.

Santoral

El Santo de hoy es
San Virgilio

Próximas publicaciones

  • La Jefatura Superior de Policía de Aragón celebra la festividad de los Santos Ángeles Custodios
  • La Jefatura de la 8ª Zona de la Guardia Civil en Aragón celebra la festividad de su Patrona, Nuestra Señora Virgen del Pilar
  • Conferencia "Impacto guerra en Ucrania en nuevo orden mundial"
  • Exposición "El carro de combate en el Ejército español. A través de las maquetas"
  • Ruta histórica "Los Sitios de Zaragoza"
  • Conferencia "Francisco de Goya y su pasión por ennoblecerse"
  • Jornada sobre terrorismo organizada por la Fundación Manuel Giménez Abad
  • Conferencia del JEMAD "Las Fuerzas Armadas españolas en el entorno actual"
noviembre 2022
L M X J V S D
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
282930  
EnglishFrenchSpanish